jardinyplantaslogo
Compartilo!
 

Jardin

Inicio


 

Los primeros diseños con maderas de jardín

La utilización de elementos fabricados con leños vegetales aparece ya desde los viñedos del antiguo Egipto, y los cercos delimitantes que usaban romanos y griegos. Inclusive, aunque de forma más rústica, elementos de este material habrían sido utilizados en la antigua Mesopotamia, aunque dada la característica degradable de la madera muchos de los más antiguos artefactos se han perdido. Porque, el hecho de ser civilizaciones tempranas, no nos debe hacer creer que no decorarían o tendrían algún tipo de jardín de descanso. En el continente americano, más precisamente en el actual México, los conquistadores españoles encontraron senderos limitados por maderas de jardín con arbustos y enredaderas, decoración clásica de jardines actuales.

maderas-jardin-pergolasEn Europa se hicieron importantes las pérgolas de madera en el siglo XV y hacia el siglo XVII se fueron realizando trabajos más elaborados con las maderas de jardín, como los treillage (cercos enrejados con maderas dispuestas diagonalmente) de Francia y Holanda. En Oriente no se quedaban atrás, más fueron posteriormente “descubiertos” sus diseños, especialmente por su artesanía en ébano, y las plataformas de madera que inspiraron los “decks” típicos de los jardines norteamericanos de los primeros dos tercios del siglo XX y que se siguen utilizando. La madera, entonces es quizás uno de los elementos que más se usan en el diseño del jardín, porque es fácil de colocar, esto gracias a su versatilidad; también crea ambientes más cálidos, tanto por sus colores como por la capacidad de absorber calor. Asimismo es aislante del frío, no por nada en regiones de alturas se construyen casas de madera y no de piedra.

maderas-jardin-pinturasLa madera de jardín debe resistir al deterioro producido por agentes bióticos y abióticos. Entre los primeros, siempre debemos tener en cuenta a los hongos e insectos, y a los ataques que pueden no destruirla sino abrir el paso a los degradantes, como la presencia de gatos o perros que pueden rasguñarla; entre los factores abióticos consideramos principalmente al clima de la región, debe tenerse en cuenta que en climas muy húmedos será más difícil y se encarecerá el mantenimiento de los elementos construidos con maderas. También la estacionalidad del clima afectará a las maderas de jardín, porque en épocas de humedad tienden a hincharse, y en épocas de sequía se retraen, encorvándose y llegando a rajarse.

Clasificación de las maderas de jardín

Las maderas de jardín pueden clasificarse en duras y blandas. Las primeras son más caras, pero a la vez son más resistentes para su uso en diseño de exteriores. Las segundas, en cambio, aunque resistan menos, son más fáciles de trabajar en carpintería, y se pueden realizar mejores diseños para el jardín. Las maderas de jardín duras que se usan más comúnmente son las del algarrobo y el quebracho colorado. Además se pueden utilizar maderas nativas, como el lapacho, paraíso, quina, itín, pero estas suelen ser más caras aún. Hay que evitar, en un compromiso con la naturaleza, el uso de maderas que no estén certificadas de que fueron explotadas racionalmente, para evitar su extinción. Dentro de las maderas blandas encontramos varias especies de pino, árbol originario del Hemisferio Norte que el hombre ha difundido por casi todos los continentes.

El pino resinoso, cuando se lo impregna con preservantes a base de cromo, cobre y arsénico, es muy usado para la construcción de decks (especialmente el de madera más blanca). Este preservante, como su nombre lo indica, permite alargar la vida útil de la madera. Hay que recordar que estas maderasde jardín impregnadas o pintadas no deben usarse para encender fuego, puesto que esto libera las toxinas y puede ser nocivo a corto o largo plazo para el hombre y otros animales. En general, también se usa mucho la madera de eucalipto, blanda, de color rosado, pero tanto esta como la de pino requieren que se aplique algun tipo de barniz, laca o pintura para que se prolongue la durabilidad. Existen en la actualidad barnices coloreados, que simulan ser otro tipo de maderas.

Otro uso de la madera es como cubresuelos. Suelen usarse en lugares sombríos, donde no crece el césped, y no se coloca un piso estable, y es para evitar que se ensucie el calzado o que se produzcan irregularidades en el terreno que puedan causar accidentes.

En general se usan astillas o chips de maderas blandas, inclusive se consiguen astillas de colores, que son muy decorativas. Hay que recordar que el diseño de las estructuras de madera de jardín debe seguir los mismos pasos que el diseño del propio jardín, y que es importante no estancarse con ideas preconcebidas sino escuchar los deseos del cliente.

Se debe tener siempre clara la función de la estructura en el conjunto del jardín, no “colocar por colocar”, porque la madera es un elemento visualmente importante y atractivo. Y, sobre todas las cosas, hay que tener en cuenta el presupuesto con el que se contará para el proyecto, porque los trabajos de carpintería y la propia elección de maderas deben restringirse a él, y aunque en madera se pueden hacer muchas cosas, estas tienen su coste, que es bastante importante.

 
   
Google
 

 
www.jardinyplantas.com ~ todos los derechos reservados