jardinyplantaslogo
Compartilo!
 

Muebles de jardin

Inicio


 

Elegir las sillas de jardín adecuadas

A medida que fuimos incorporando espacios exteriores a nuestra vida cotidiana el mercado a incorporado una variada gama de muebles para nuestro vestir y decorar jardín. Ésta variedad nos permite elegir entre muchos estilos como por ejemplo clásicos. Coloridos, rústicos, elegantes, siempre es bueno buscar uno que se ajuste a nuestros gustos y preferencias.

sillas-jardin-maderaEn este artículo nos vamos a centrar en las sillas de jardín, los estilos, los materiales con los que están construidas y algunas recomendaciones para facilitar su elección. Antes de elegir el juego de sillas de jardín que desee tener asegúrese de que el sector donde vaya a colocarlas tenga el suficiente espacio para hacerlo; recuerde que las sillas de jardín vienen acompañadas de alguna mesa o bancos para jardín por lo que si éstas ocupan mas lugar del que usted tiene no se podrán lucir como deberían y además provocarían una circulación incomoda por el jardín. Un truco para simular más espacio en su parquecito es decidirse por muebles y sillas de jardín plegables ya que este tipo de mobiliario, al ser pequeño, produce una mayor amplitud óptica del ambiente. Es importante también tener en cuenta cuantas personas habitan en su casa y cuantas personas están habitualmente pasando el día en su jardín para así saber la cantidad de sillas que va a necesitar.

sillas-jardin-modelosEn el caso de que el juego que usted prefiere traiga un número limitado, ya que generalmente los juegos son de 4 o 6 sillas como mucho, existen unos bancos de jardín que se complementan muy bien con cualquier mobiliario. Una manera muy elegante de decorar el jardín es producir una continuidad entre el ambiente interior y el ambiente exterior de la casa, debe pensar en su jardín como una extensión de su casa y así decorarlo con el mismo estilo. El detalle del color a la hora de elegir muebles y sillas de jardín cumple un papel muy importante ya que, por ejemplo, las tonalidades verdes se integran fácilmente al paisaje en cambio los colores más fuertes como los amarillos o naranja suelen destacarse por si solos. En el caso de que elija sillas de jardín con tonalidades vivas como las que acabamos de mencionar es primordial que tenga en cuenta que al estar constantemente expuestas a la radiación solar, el color que posean, con el tiempo, se va a ir apagando.

Tipos de sillas de jardín

Las sillas de jardín están hechas de diversos materiales. Las de plástico suelen ser las más económicas, fáciles de limpiar y duran bastante tiempo. A su vez, son muy livianas lo cual resulta muy práctico en la mayoría de los caso. Algunas de ellas se fabrican con piezas de PVC unidas con un pegamento especial para dicho material y otras con resina moldeada. El inconveniente más frecuente que se presenta con este tipo de bancos de jardín es que al ser tan livianas, si son expuestas a un fuerte viento, es posible que se vuelen y además el material por el que están hechas es frágil y sus patas tienden a abrirse o darse vuelta cuando una persona muy pesada se sienta en ellas.

Las de aluminio suelen ser en estilos y diseños mucho más modernos y la ventaja que tiene este material es que es muy liviano y no se oxida. Las sillas de jardín fabricadas en aluminio son de muy buena calidad, muy resistentes y duran por mucho tiempo pero la desventaja que tienen es que no suelen ser muy económicas como las de plástico. El hierro fundido es otro material con el que se fabrican las sillas de jardín. Es un material demasiado pesado pero a su vez cuenta con una solidez que otro material no va a tener. Las sillas fabricadas en este material tienen que tener almohadones en el asiento ya que al tacto resulta sumamente frío en invierno, y en verano suele calentarse con gran facilidad y rapidez.

Este tipo de bancos de jardín requieren de un tratamiento especial ya que el hierro a la intemperie es muy delicado y terminara por oxidarse si no se le da el cuidado apropiado. También es importante que periódicamente se le de un retoque con lijado y pintura para evitar que tomen un aspecto muy poco estético. Las sillas de jardín hechas de acero son más pesadas que las de aluminio pero definitivamente más livianas que las de hierro. Las sillas con una estructura hecha en acero pueden resultar económicas pero es necesario que, al igual que las sillas de hierro fundido, necesitemos protegerlas del oxido para así obtener una mayor duración de las mismas. El mimbre y el Rattán son materiales muy naturales para la confección de las bancos de jardín debido a que su origen ya se por si, es natural.

Con una adecuada protección pueden soportar sin ningún tipo de problemas la radiación solar y el agua de lluvia, y se aconseja que sean usadas con cojines sobre el asiento. Por ultimo, Las sillas de jardín de madera son también una atractiva y encantadora opción natural para amueblar su jardín. Pueden conseguirse varias alternativas económicas pero hay que tener en cuenta que al ser el material más sensible de todos, necesitaran de un tratamiento adecuado y una restauración periódica para poder prolongar su vida útil.

 
   
Google
 

 
www.jardinyplantas.com ~ todos los derechos reservados