jardinyplantaslogo
Compartilo!
 

Recipientes para plantas


 

Macetas para cactus

En este párrafo en particular hablaremos de un artículo muy común en todos los hogares. Estamos hablando de las macetas. Dentro de este rubro podemos ubicar a las macetas para cactus. Este tipo de jardineras son especiales para albergar a esta particular planta. Aquí veremos los diferentes diseños y modelos, en que colores los podemos ver, los materiales en que se fabrican y sus principales características. Hay una gran variedad de cactus que se pueden colocar en macetas de plástico o de barro, las macetas de barro para cactus, resultan un poco pesadas pero son más decorativas que las de plástico, las macetas de barro tienen la ventaja de que pueden transpirar, y esto ayuda a que el exceso de agua no produzca la muerte de la planta.

jardineras para cactusLas macetas de barro para cactus son ideales para colocarlas en el exterior. Las macetas de barro por ser porosas hacen que el salitre se acumule en los laterales de la misma, y esto sería un inconveniente para la vida de las raíces. Si esto sucede lo mejor que se podría hacer, seria aplicarle a la maceta, unas manos de barniz, para impermeabilizarla, y de esta manera el agua mantiene su concentración, se debe tener en cuenta el funcionamiento del drenaje que se encuentra en la base de la maceta, para que el riego sea el correcto. Las macetas de plástico para cactus son ideales para tenerlas en el interior, ya que el plástico es un material que se recalienta con los rayos solares, y esto podría producir el deterioro de las raíces.

Los distintos materiales

macetas para cactosLas macetas de plástico son más livianas que las de barro y tienen mayor retención de humedad. Siempre es conveniente vigilar la humedad que contiene el sustrato o mezcla de tierra, para poder regular el riego.

Antes de trasplantar el cactus en la maceta, ya sea de barro o de plástico, se sugiere que en la base en donde se encuentra el orificio de drenaje, se coloquen pedacitos de cerámica para que el drenaje tenga una cámara de aire, de esta manera, el agua puede fluir perfectamente. Es conveniente que el cactus sea trasplantado en una maceta que sea más grande, en el caso de que las raíces se hayan expandido, porque se debe evitar que éstas tapen el orificio de drenaje. Es necesario tener en cuenta el tamaño del cactus, los que son más pequeño necesitan macetas más bajas, y los que son un poco más grandes, es necesario adecuarlos a los tamaños correspondientes. Para ello se puede pedir asesoramiento en los comercios en donde se venden estas plantitas. Para tener una idea al respecto, la profundidad de estas macetas no debería ser menor a 12 cm.

Las macetas más recomendables para cultivar los cactus son las que tienen como mínimo un diámetro de 7 cm., estas plantas en su mayoría desenvuelven sus raíces en forma horizontal para aprovechar el agua de lluvia. Una de las mejores recomendaciones que se pueden sugerir, es que dependiendo del tipo de cactus que se tenga, y en qué lugar se los desea colocar, se puede elegir la maceta más adecuada. Dependiendo del tamaño del cactus, se puede recomendar el tipo de maceta conveniente.

Cuando los cactus producen sus brotes y se caen, es conveniente colocarlos en pequeños envases de plástico o lata, para cultivar un nuevo ejemplar, luego éste puede ser trasplantado en alguna de las macetas antes descriptas. Hay una gran variedad de macetas para cactus en cuanto a la decoración de las mismas, además de las macetas lisas, hay macetas decoradas pintadas a mano, otras con relieves, y hay otras que son de piedra rustica que combinan muy bien con el estilo de estas plantas. Hay que tener presente que los cactus deben ser cambiados de maceta entre, cada dos a tres años, por su crecimiento según la especie, debido a que la planta en ese periodo de tiempo no cabe en la maceta de origen, el sustrato se debilita, y las raíces pueden asomar por el orificio del drenaje.

 
   
Google
 

 
www.jardinyplantas.com ~ todos los derechos reservados