jardinyplantaslogo
Compartilo!
 

Vallas de jardin

Inicio


 

Recomendaciones para el montaje de vallas

Los métodos de instalación de vallas para jardín dependerán del material con que estén hechas. No será lo mismo instalar un vallado de madera que uno de cemento o de hierro. En general, la gente se inclina mayormente por obtener vallas de materiales como el plástico o el PVC y la madera justamente por su fácil colocación ya que en el caso de materiales metálicos o de hormigón la instalación la deberá hacer un profesional y esto ocasiona un aumento en los costos debido a la necesidad de materiales y mano de obra de construcción.

instalacion-vallas-instaladoresPara evitar esto último le aconsejamos que si va a realizar un montaje de vallas en su jardín lo haga usted mismo. Las vallas de plástico o PVC son las más prácticas y fáciles cuando de trata de la instalación de vallas.

Lo primero a tener en cuenta es el modelo y la altura deseados, como también es importante tener determinado el fin de la cerca. En el caso que la instalación de vallas sea por una medida de seguridad como por ejemplo cercar una piscina, la altura aconsejada, por una cuestión de estética, es de unos 80 cms ya que si se hace más alta puede causar la impresión de que la piscina esta enjaulada. Este tipo de vallados van enterrados en el suelo por lo que es importante cortar el césped humedecer la tierra y hacer un hoyo de aproximadamente 20 cms, en cada punto alrededor de la piscina en que los barrotes verticales que sostienen la estructura (son los mas largos y determinan el principio y final de las uniones de los barrotes mas pequeños) deben ir enterrados. Asegúrese de que la cerca que bien firme. Es importante que si en la vivienda habitan niños no se cuelguen de la cerca ya que pueden deteriorar su instalación. El montaje de vallas de madera es similar al de las de plástico con la diferencia que los barrotes principales deben ser martillados para lograr enterrarlos de una manera más firme.

Además es bueno contar con algunas herramientas como destornillados o clavos para asegurar las uniones de los barrotes entre si. La desventaja que tiene este tipo de vallados es el mantenimiento que requiere. Deben ser pintados por lo menos cada dos años y es importante que sus partes metálicas como bisagras, tornillos y monturas sean debidamente revisadas periódicamente para asegurarse que no posean ninguna rotura por oxidación o incluso que los tornillos no se falseen con el paso del tiempo. También, en el montaje de vallas, hay que asegurarse que la madera este sana ya que puede ser foco de alguna plaga como termitas o algún gusano de madera.

Instalación de vallas metálicas y de hormigón

La instalación de vallas con alambrado no es para nada aconsejable ya que es muy complicada y requiere se tiempo y dedicación, sin mencionar que no es de las mas estéticas. Hay dos maneras de realizar su montaje. Una es con estacas grandes de madera. Deben colocarse enterradas en el suelo a 20 cms. A la distancia que requiera la distancia de la zona a cercar. Una vez hecho esto la malla alambrada debe ser colocada de sus extremos en las estacas de madera sujetas del mismo alambrado. Otra manera de hacerlo es reemplazar las estacas por columnas angostas de hormigón.

En este caso la malla alambrada debe estar sujeta de sus extremos pero solo arriba y debajo de los mismos con unos soportes metálicos especiales para este trabajo. En el caso de querer realizar el montaje de vallas de hormigón va a necesitar comprar los materiales necesarios para su realización. Estas vallas no son muy utilizadas para cercar zonas, sino que su fin más usual es el de construir pequeñas medianeras para separar las zonas. Lo que más se recomienda en estos casos es que la instalación la haga un albañil profesional que siga el plano diseñado parta su construcción.

instalacion-vallas-jardineroLos materiales que se necesitan son: cemento, arena, agua, baldes, espátulas, mezcladora, en algunos casos ladrillos y estructuras metálicas de hierro confeccionadas para la construcción de las columnas.

Si va a realizar la instalación de vallas metálicas también se recomienda que sea llevada a cabo por un carpintero metálico profesional ya que puede que ésta requiera de alguna soldadura. Generalmente el montaje de estas vallas se hace sobre una superficie de cemento debido a que deben ser ancladas para su colocación. Al igual que las vallas de madera, las metálicas requieren de un mantenimiento y un cuidado especial. Los barrotes se oxidan, el metal se pica y se puede partir y no es el mejor material para estar a la intemperie ya que no opone mucha resistencia a la lluvia y a los cambios climáticos. Se aconseja que se lleve un control del estado del metal, de los tornillos, las uniones y las bisagras, como también es importante que al menos cada 2 años se le realice una mano de pintura con algún esmalte especializado.

 
   
Google
 

 
www.jardinyplantas.com ~ todos los derechos reservados