jardinyplantaslogo
Compartilo!
 

Vallas de jardin

Inicio


 

Tipos de vallas de aluminio

Las vallas de aluminio suelen utilizarse en los jardines para cercar piscinas y zonas que deseamos separar del resto del parque, como por ejemplo, pequeñas huertas o zonas plantadas con flores. En el primer caso, las vallas de aluminio suelen tener una altura de aproximadamente 80 centímetro y es la medida de seguridad perfecta en el caso de que animales o niños pequeños habiten el jardín. Este tipo de vallas se adquieren en cualquier comercio especializado en jardinería y vienen ya ensambladas, pero la colocación de las mismas debe ser llevada a cabo por algún profesional de la carpintería metálica.

vallas-aluminio-modelosExisten vallas de aluminio un poco más pequeñas, de más o menos unos 40 cm que son utilizadas para vallar, como dijimos antes, zonas especificas que queramos separar del jardín. Suelen ser muy útiles además de estéticas y muy modernas, y la practicidad con la que cuentan es que, en estos casos, la instalación de las vallas las puede realizar uno mismo ya que poseen barras colocadas a una determinada distancia entre si, que son unos 20 CMS. más largas que el resto y deben ir ancladas en la tierra a una profundad de la misma medida que el largo de las barras. Al ser el aluminio uno de los metales mas liviano, su traslado es muy fácil. El inconveniente más común que se presenta en las vallas de aluminio es que son frágiles y propensas a abollarse, por eso es necesario que se evite cualquier tipo de golpe o forcejeo ya que también tienden a doblarse con facilidad.

vallas-plastico-tiposEl aluminio se ha considerado durante mucho tiempo como un metal inocuo para los seres humanos y por esta suposición, además de las vallas de aluminio, podemos encontrar utensilios para cocinar, envases para guardar alimentos y bebidas y hasta papel de aluminio para envolver las comidas elaboradas. Sin embargo su influencia sobre los sistemas biológicos y la profunda investigación que se realizo en estos últimos años revelo que el aluminio puede producir efectos adversos, no solo en los seres humanos, sino también en animales acuáticos y plantas. De todas maneras la exposición a grandes cantidades de aluminio es lo que puede producir deterioros en la salud. Es importante saber que el aluminio es un material 100% reciclable y este proceso requiere solo de un 5% de la energía necesaria que se utiliza para producirlo. En Europa las tasas del reciclado de aluminio oscilan entre el 42% de las latas que son bebidas, el 85% de la construcción y el 98% del transporte.

Fabricación de las vallas de plástico

Las vallas de plástico son utilizadas con el mismo fin que el resto de los vallados de jardines, sin embargo, el plástico es un material muy frágil que no se puede utilizar como medida de seguridad ya que es perfectamente violable. Generalmente la mayoría de las personas adquiere vallas de plástico para delimitar pequeñas zonas y darle un toque decorativo a sus jardines, Además las vallas de plástico viene en una variedad de colores y diseños muy amplia sin mencionar que son muy fáciles de mantener y cuidar.

El proceso de producción mediante el cual se fabrican las vallas de plástico consiste en la elaboración de polímeros en la industria química. Actualmente la recuperación de este material una vez que es desechado por los consumidores es muy importante para el cuidado del medio ambiente. Con respecto al reciclaje se ha establecido que productos de plástico deben ser reciclados por su alta peligrosidad de contaminación. Esta actividad consiste básicamente en recolectarlos, limpiarlos, seleccionarlos y fundirlos nuevamente para usarlos como materia prima adicional o sustituta para llevar a cabo el moldeado de otros productos.

La fabricación de plásticos biodegradables a través de materiales naturales, es uno de los grandes retos en sectores; industriales y de materiales para servicios varios. Ante esto, las investigaciones que involucran a los plásticos que se obtienen de otras fuentes han tomado un impulso y materiales como los polihidroxialcanoatos aparecen como una alternativa prometedora. La sustitución de los plásticos actuales por plásticos que sean biodegradables produciría una disminución en el medio ambiente, así es como nacieron las vallas plásticas que hoy conocemos.

Los desechos de los plásticos biodegradables pueden ser eliminados en los depósitos sanitarios como desechos orgánicos. De esta manera se ha encontrado una forma adecuada para evitar la contaminación de productos que por su composición o componentes, no son fáciles de desechar en una forma convencional. Además es una forma muy adecuada de prevenir la contaminación de aguas y ríos que generalmente se produce frente a la acumulación de envases plásticos en los ríos que desecha la gente.

 
   
Google
 

 
www.jardinyplantas.com ~ todos los derechos reservados